Cuaderno de pantalla que empezó a finales de marzo del año 2010, para hablar de poesía, y que luego se fue extendiendo a todo tipo de actividades y situaciones o bien conectadas (manuscritos, investigación, métrica, bibliotecas, archivos, autores...) o bien más alejadas (árboles, viajes, gentes...) Y finalmente, a todo, que para eso se crearon estos cuadernos.

Amigos, colegas, lectores con los que comparto el cuaderno

viernes, 5 de noviembre de 2010

Libro de sonetos. La Pavana.


¿Qué voy a hacer  si suena la Pavana
esta tarde…? Esta tarde la pavana
no, porfi, todo menos la pavana,
no podría, es que ahora no lo podría

resistir, de verdad, lo siento mucho,
no sabría qué hacer, dónde mirar,
ese hilo mágico de lentitud 
me dejaría totalmente grogui,

incapaz de escribir un solo verso,
que es mi alimento natural, remoto,
para seguir mirando tanta tarde

amontonada sobre los colores
del jardín, que ha encendido, en borbotones,
ramos de miel en las hortensias secas.

2 comentarios:

  1. Profe, que es la pavana? una comida, una bebida afrodisiaca, un baile...

    ResponderEliminar
  2. Era una vieja danza española, caracterizada por cierto aire majestuoso y lento, y también la música que acompañaba. Es probable, puesto que suena, que el rapsoda esté aludiendo a la "Pavane pour une infante défunte", de Ravel; o quizá a la de Fauré, a la que ya en este mismo cuaderno dedicó un soneto. Ambas a dos pueden provocar esa desazón, creo, Chiqui.

    ResponderEliminar