Cuaderno de pantalla que empezó a finales de marzo del año 2010, para hablar de poesía, y que luego se fue extendiendo a todo tipo de actividades y situaciones o bien conectadas (manuscritos, investigación, métrica, bibliotecas, archivos, autores...) o bien más alejadas (árboles, viajes, gentes...) Y finalmente, a todo, que para eso se crearon estos cuadernos.

Amigos, colegas, lectores con los que comparto el cuaderno

miércoles, 22 de diciembre de 2010

Libro de sonetos: "No puede ser que tanta luz refleje...."




No puede ser que tanta luz refleje
una tarde de invierno triste y gris,
alguien habrá encendido en algún sitio
luminarias, ¿has sido tú? No sabes

cómo se ve ahora todo transparente
y las ganas que tengo de una vuelta
bien agarrado a tu alegría limpia
y de pararme en las esquinas para

aprovechar los escondites donde
pusimos la ilusión de nuestros besos
y para que las manos ejerciten
la inútil prohibición de los susurros.

Algo habrás hecho para que suceda
este milagro de un invierno mágico.

4 comentarios:

  1. Sí, pero un soneto sin rima yo diría que es como un polvo con condón: no sabe igual. ¿A que no?

    ResponderEliminar
  2. Sin embargo, muchos lectores prefieren que no lleve rima o que la lleve atenuada. "Rojata enmascarado", ya sabes que las palabras delatan.... Algunas de las que usas son muy muy regionaleds y muy localizadas, casi solo de generaciones antiguas y de lugares concretos. Eso tiene de bueno lo de la Filología. Me parece mejor esta versión de tu blog.
    Brazos

    ResponderEliminar
  3. Bueno, pero yo no quería esconderme.
    Sabía que con lo de tirar cohetes, por ejemplo, estaba identificándome.
    No dije que no me gustara, pero no me sabe igual
    ya

    ResponderEliminar
  4. NO era solo lo de tirar cohetes, ya te diré las palabras que eran. Pero de verdad que me parece mejor ahora, incluso porque aparentemente no tienen nada que ver. No creo que nadie más lo pueda descubrir.

    ResponderEliminar