Cuaderno de pantalla que empezó a finales de marzo del año 2010, para hablar de poesía, y que luego se fue extendiendo a todo tipo de actividades y situaciones o bien conectadas (manuscritos, investigación, métrica, bibliotecas, archivos, autores...) o bien más alejadas (árboles, viajes, gentes...) Y finalmente, a todo, que para eso se crearon estos cuadernos.

Amigos, colegas, lectores con los que comparto el cuaderno

jueves, 20 de septiembre de 2012

Bicicletas del Retiro





Cuando no pueda recorrer en bici
las cuestas del Retiro y los senderos
–plazoletas con niños, marionetas,
patinadores, damas, vendedores,

parejas escondidas en la hierba,
gimnastas sudorosos, extranjeros,
músicos ambulantes, paseantes
perdidos, chuchos y perros de raza;

cuando no pueda ser uno más, uno
de los que forman la marea humana
que corre por las venas del Retiro
recogiendo las risas de los juegos;

cuando entonces mi vieja bicicleta,
mientras sucede entonces, el Retiro.









3 comentarios:

  1. Tanto el poema como El Retiro, me gustan, me gustan.
    Ando con problemas con el pc, asi que dispongo de poco tiempo online, pero este blog no me lo pierdo,
    :)
    Because.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Ohma; eres muy generosa; yo estaré fuera, en un seminario parisino, durante unos días.
      Bicos a las morenas

      Eliminar
  2. Muy bonito el poema, preciosas las fotos; a favor de las bicis - pero totalmente en contra de su uso disputando terreno al peatón. Al coche es al que hay que ganar terreno, ¡pobres caminantes de ciudad, se quedan hasta sin Retiro con los peligrosos ciclistas y corredores que lo acechan y lo acaparan todo! ... si es que Madrid es aún, a veces, pueblo y plaza, no es Berlín ni Nueva York.

    ResponderEliminar