Cuaderno de pantalla que empezó a finales de marzo del año 2010, para hablar de poesía, y que luego se fue extendiendo a todo tipo de actividades y situaciones o bien conectadas (manuscritos, investigación, métrica, bibliotecas, archivos, autores...) o bien más alejadas (árboles, viajes, gentes...) Y finalmente, a todo, que para eso se crearon estos cuadernos.

Amigos, colegas, lectores con los que comparto el cuaderno

miércoles, 15 de mayo de 2013

Lluvia en el Retiro


Macizos de celindas blancos





Esta noche ha llovido en el Retiro,
todos los árboles se han despertado,
gotas de luz la lluvia se estremece
antes de ser para la tierra barro;

la primavera huele a flor abierta
en los macizos de celindas blancos,
entre las ramas suena cuando pasas
el tumulto incesante de los pájaros.

El camino que tomo esta mañana
es el de siempre, pero está cambiando:
hoy son más verdes, limpios, los jardines,
y una fiesta de flores los castaños.

Me esperan libros y papeles viejos,
y Góngora y Quevedo y Garcilaso.

Una fiesta de flores los castaños

3 comentarios:

  1. Hola Pablo. Siento hablar de esto al pie de unas fotos tan hermosas que merecen un comentario más lírico, pero acabo de descubrir el horario de verano de la BNE y estoy indignada. Está en la web. Durante tres meses, cerrarán a las 6, y los sábados. Ante mi queja, me responden que la Administración tiene que reducir gastos y personal. Me siento impotente y perdida ante unos responsables que no disciernen y ven números, sólo cifras, y se empecinan en seguir aumentando el paro y desmantelando servicios esenciales. ¿Se puede hacer algo? Yo creí que el año pasado no se había adelantado el horario de cierre, como hace dos años, por las protestas. En fin, espero que sí. Muchas gracias,
    Concha

    ResponderEliminar
  2. Hola. Sí lo sé, y ya lo he dicho dónde y cómo he podido. Estoy preparando una entrada sencilla –mañana, quizá– y un informe, con los propios materiales de la BNE (manuscritos sobre las bibliotecas, carta al Príncipe don Juan....) para dejarlo dicho. Dejarlo dicho implica poca fe en los resultados: después de tantas y tantas protestas estoy convencido que nada va a cambiar realmente si no se trasforma lo que por arriba o al fondo hay. No sé si a la gente le asusta ahora tanto la palabra "revolución". Pongo este correo y un adelanto gráfico en un post provisional, ahora mismo, para confirmar nuestra preocupación.

    ResponderEliminar
  3. De nuevo me levanto y me asomo al retiro. Gracias Pablo.
    En cuanto a los recortes…A la hora de la verdad, nadie está dispuesto a que le “toquen” su parcelita.

    ResponderEliminar